Arrestan sujetos por asesinato de mujeres transgénero en Humacao

Uno de los detenidos confesó el crimen por motivos de "venganza", en repudio a la orientación sexual de las víctimas

0
511
Archivo / Según la Policía, se logró la recopilación de evidencia para establecer las circunstancias agravantes por motivos de prejuicio contra las fallecidas.

Dos jóvenes residentes en Juncos fueron arrestados ayer por el asesinato de las mujeres transgénero que fueron calcinadas en Humacao la pasada semana.

El Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) en esa área policiaca, además notificó el esclarecimiento del caso y la confesión de uno de los implicados. 

Los detenidos fueron identificados como Juan Carlos Pagán Bonilla de 21 años y Sean Díaz De León de 19, ambos vecinos del sector La Hormiga del barrio Las Piñas en su pueblo de residencia.

El asesinato ocurrió a eso de las 4:43 de la madrugada del 21 de abril en el barrio Mambiche Prieto. Los cuerpos calcinados de las víctimas, Serena Angelique Velázquez y Layla Peláez, fueron encontrados dentro de un vehículo marca Hyundai, que también fue quemado.

El director del CIC, capitán Teddy Morales, informó que el crimen pudo ser resuelto “en tiempo récord”, en un periodo de siete días. Además, notificó que el Negociado Federal de Investigaciones (FBI), tomó jurisdicción en el caso.

“Se logró, no solamente esclarecer el delito, sino también, la recopilación de evidencia para poder establecer las circunstancias agravantes por motivos de prejuicios establecidas en nuestro ordenamiento jurídico”, confirmó.

El capitán indicó que como parte del interrogatorio, lograron la confesión de uno de los arrestados, quién admitió su participación en el crimen “por motivos de venganza, al repudiar la orientación sexual de las víctimas”.

Morales destacó que el equipo de trabajo que tuvo a cargo la investigación inicial, bajo la supervisión del sargento Miguel Torres, pudo demostrar que “cumplió con todas las exigencias de la Orden General del Negociado de la Policía”. Entre ellas, con el capítulo 600, sección 630 de Identificación e Investigación de Crímenes de Odio. Igualmente, con el Manual de Identificación e Investigaciones de Crímenes de Odio.

La Policía explicó que el agente Joel De Jesús y el fiscal Miguel García consultaron el caso con el FBI y luego examinar la prueba, la agencia determinó asumir la investigación.