Una valoración de la clase artística (pintores/as) humacaeña

0
111
Félix Báez Neris / Docente Jubilado de la UPR

La clase artística humacaeña (pintores/as) ha recogido en sus lienzos buena parte de la historia de la Ciudad. Muchas de las paredes de los hogares humacaeños están vestidas con un cuadro o una serigrafía de algunos de ellos/ellas.

Los invito a que lo revisiten con la mirada y reflexionen sobre la obra. Notarán que el pensamiento se hace imagen, lo que debe llevarlos a pensar en los motivos que provocaron la creación de la obra.

Describe los temas; la paz, el amor, la prudencia, la magnanimidad, la patria, la solidaridad, la Justicia, la sabiduría, la belleza, la pobreza entre otros. Luego de revisitarlos y reevaluarlos de seguro se acordará porque los atesora.

A mí me fascinan las pinturas que se centran en los retratos del pueblo, las ilustraciones de la actividad cotidiana, paisajes naturales y edificados, además de los personajes de nuestro entorno. Por ejemplo, me gustan; las Casitas de Trujillo pintada por Ángel Vega; La serie de Mambrú de José Luis Camacho; la Central Ejemplo de Rafael Collazo el “Borincano”; La Ermita Guzmán de Aileen M. Ramos; El edificio del Centro Cultural por Francisco Rivera; los emblemáticos rótulos de Antonio Rodríguez “Toño Art” y Perín; los murales de Junquito por Ángel Luis Serrano y Milagros Negrón, los Murales de Heriberto Tirado; me emociona la majestuosa Santa Cecilia pintada por Sandra Martínez.

Los invito a deleitarse con las pinturas y retratos artísticos de Reinaldo Álvarez, Luis Francisco Paco Rey, Joyce De Jesús Martínez,  Miguel A. López, Julio Santana, Edwin Pérez Caraballo, Migdalia Quintana, Ramón Robledo,  Teresa López, Miguel Font, Raymond Cruz, Luis M. Vargas, Germán Cerda, Jaime Sotoca, Rosa M. Agosto, Eligia M. de León, Ángel Rivera Morales, Ernesto González, Izmarilis Velázquez, Aileen M. Ramos, Regina Ortiz, Porfirio Vega, Tomás Estrada,  José Castro, Nilda Marchand, Carmen Berríos, Walter Acosta, Roxana Vázquez, Ernesto González y Lola Burgos.

Deténganse a observar los rostros, la posición y postura, los detalles de las vestimentas, adornos y mensaje que transmiten los protagonistas de estas obras.

Siento un especial aprecio por los trabajos de los veteranos pintores Cándido Alejo Gerena, Rafael Collazo el “Borincano” y por el entrañable amigo Santiago Maunez (QEPD). Sus trabajos expresan la humildad y belleza que prima en sus corazones.
Las pinturas de Osiris Delgado han alcanzado un gran sitial en la plástica puertorriqueña e internacional. Una muestra de su trabajo se puede apreciar en el Centro de Arte Ángel “Lito” Peña.

Por otra parte, los trabajos de los pintores Edgardo Franceschi y Rufino Silva (QEPD) son reconocidos fuera del país. No obstante, soy de la opinión que en Puerto Rico se conocen muy poco. Se deben hacer los esfuerzos necesarios para traer estas obras para que el pueblo humacaeño las pueda apreciar.

Las serigrafías de José L. Camacho, Ángel Vega y Sandra Martínez son reconocidas tanto a nivel nacional como internacional. La gráfica de estos dilectos artistas ha registrado de manera indeleble el acontecer cultural, social y político del pueblo.

José López Díaz y Alwin Rivera han trabajado magistralmente la escultura.  Alwin nos ha regalado esculturas identitarias del pueblo, como “El Cacique Jumacao”.
Contamos con un grupo talentoso de jóvenes pintores/as que ya se han posicionado en un selecto sitial por la calidad de su trabajo artístico.

Entre otros mencionamos a Antonio Camacho, Keishla M. Rodríguez, Nailín Figueroa, Aracelis Cruz, Natallie Martínez, Israel Figueroa, y José J. Ñeco Velázquez. Sabemos que quedan muchos artistas cuyos nombres escapan a nuestro conocimiento, pedimos excusas y ojalá podamos mencionarlos en un futuro.

Finalmente, agradecemos al artista plástico y gestor cultural, Edwin Velázquez, por su apoyo y solidaridad con la clase artística. Los invito a visitar su proyecto de la Casa Silvana y el blog. https://artehumacao.blogspot.com/.