CINERET pide “abrazo” en la distancia

El ministerio de acción social solicita ayuda para seguir alimentando deambulantes

0
274
Foto archivo / CINERET atiende cerca de 40 participantes diariamente.

Por segundo año consecutivo, debido a la pandemia, el ministerio de acción social CINERET, no podrá celebrar su tradicional actividad, “Un Abrazo a CINERET”. El evento, que se celebra durante el mes de enero desde el 2015, ofrecía la oportunidad de que ciudadanos y organizaciones cívicas y gubernamentales hicieran su aportación tanto de manera económica como en entrega de alimentos y materiales de cocina.

“CINERET es un ministerio que pertenece a la Iglesia Evangélica Unida, congregación San Pablo, de Humacao”, explicó Elda Elis Rosario Velázquez, quien es la administradora desde agosto de 2018. “Llevamos 31 años ofreciendo almuerzo diariamente a personas que por alguna razón no tienen donde alimentarse, entre ellos adictos, deambulantes o que viven solos y no tengan forma de preparar sus alimentos. Actualmente atendemos cerca de 40 participantes diariamente”.

Rosario Velázquez dijo que desde que comenzó la pandemia del Covid-19 hubo que tomar medidas para garantizar la seguridad de los voluntarios, así como de los participantes. “Tuvimos que restringir el personal. Solamente tenemos dos voluntarias por día y los alimentos se entregan solamente para llevar”.

Rosario Velázquez expresó que, aunque por el asunto de la pandemia y la Orden Ejecutiva que prohíbe las actividades y la aglomeración de personas, el “abrazo” a CINERET se puede ofrecer a la distancia. Explicó que se puede hacer un donativo económico utilizando la aplicación de ATH móvil. “En la aplicación, buscan en el área de donar la organización CINERET y ahí pueden realizar un donativo. También me pueden llamar al 787-453-8096 para hacer cualquier otra aportación de manera coordinada”.

Detalló que se necesitan envases para entregar los almuerzos, conocidos como platos chinos sin divisiones, cubiertos ensobrados y cajas de botellas de agua.

La administradora también manifestó que hacen falta voluntarios tanto para la cocina como para realizar trabajos de limpieza y reparaciones menores.